Internet

publicidad
02 de julio de 2013 • 16:10 • actualizado el 04 de julio de 2013 a las 17:11

Google Street View visita isla de película de James Bond

Gunkanjima es una isla desierta que se desmorona poco a poco en la costa oeste de Japón y ha inspirado el escondrijo del villano Raoul Silva, interpretado por Javier Bardem, en la película Skyfall.

 

Google mandó a su equipo de Street View - herramienta que proporciona imágenes panorámicas a nivel de calle - a uno de los sitios más aislados del mundo. La isla japonesa Gukanjima, que sirvió de inspiración para el escenario de la película Skyfall 007, recibió la visita de uno de los empleados del gigante de la web, equipado con una mochila y una cámara para registrar su belleza en ruinas con una gran precisión de detalles, conforme publicó el diario británico Daily Mail.

Gunkanjima, también conocida como Hashima, es una isla desierta de hormigón que se desmorona poco a poco en la costa oeste de Japón y ha sido escenario del escondrijo del villano Raoul Silva, interpretado por Javier Bardem, en la película Skyfall, protagonizada por el británico Daniel Craig, el actual James Bond de la saga. En el largometraje, la isla es usada por el terrorista como centro neurológico para los ataques a Londres.

Un funcionario de Google toma imágenes de Gunkanjima
Foto: Reproducción

Desierta, decadente y desmoronándose en el mar, aunque Gunkanjima se asemeje a una zona de guerra olvidada, es en realidad una metrópolis en descomposición de Japón, que ha sido descrita como el lugar más aislado en la Tierra.

"Hashima se ha transformado en un destino turístico misterioso donde se puede ver una ciudad otrora floreciente en descomposición y totalmente desprovista de vida", escribió Google en su blog.

"Al parecer, los edificios de Hashima se están deteriorando tan rápido que se puede escuchar algunas partes de hormigón colapsando al soplar el viento desde el océano".

Abierta para visitación desde 2009, Gunkanjima es una de 505 islas deshabitadas de la prefectura de Nagasaki, a unos 15 kilómetros de la ciudad. Fue comprada en 1890 por la empresa Mitsubishi, que la habilitó para explotarla, lo cual hizo durante casi 100 años hasta que la cerró en 1974 debido a la disminución de consumo de carbón en beneficio del petróleo.

"Los vientos han sido muy crueles con Hashima en las últimas décadas, y con los edificios desmoronándose, esperamos que estas imágenes puedan servir como un archivo digital de su estado actual antes de un futuro colapso", agregó Google.

Javier Bardem como el villano Raoul Silva en una escena de Skyfall, en Gunkanjima
Foto: Reproducción

A pesar de no estar disponible para los turistas, la isla se ha convertido en un imán irresistible para los exploradores urbanos que van a investigar y fotografiar sus edificios abandonados.

Gunkanjima solía ser un pequeño arrecife, pero, tras el descubrimiento de carbón en 1810, se convirtió en un centro minero durante la industrialización de Japón. El hallazgo dio lugar a su propia población de trabajadores y habitantes, viviendo en una metrópoli autónoma.

La isla de 60,7 mil metros fue poblada entre 1887 y 1974, alcanzando su punto máximo en 1959, con 5.259 habitantes. Sin embargo, como el petróleo sustituyó el carbón durante la década de 1960, las minas de Japón se vieron afectadas por los cierres, que con el tiempo llegaron a Gunkanjima. En cuestión de días, tras el cierre de las minas en 1974, los trabajadores y sus familias abandonaron el lugar, dejando todas sus posesiones, que todavía yacen en la isla.

Después de 35 años de cierre, el aterrizaje en Gunkanjima fue autorizado en 2009, al igual que la llegada de barcos. Sin embargo, todavía sigue siendo ilegal aventurarse dentro de las paredes de la ciudad. Google consiguió la autorización de Japón para tomar las imágenes. 

Terra