publicidad
12 de febrero de 2013 • 14:53

Peña Nieto lanza un plan nacional de prevención del delito que busca la paz

 

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, puso hoy en marcha un plan nacional para la prevención social y contra el delito con la vista puesta en pacificar al país atacando las causas de la violencia.

En un acto celebrado en Aguascalientes, centro de México, el mandatario dijo estar convencido de que "sí es posible" lograr la paz" que merece la sociedad mexicana.

Peña Nieto instaló hoy la Comisión Intersecretarial para la Prevención Social de la Violencia y la Delincuencia, que tratará de alinear los esfuerzos gubernamentales para reconstruir el tejido social en aquellas zonas donde hay más violencia.

"Con la entrada en vigor de este acuerdo el día de hoy la prevención social (...) se convierte en una responsabilidad compartida en un primer orden por nueve secretarías (ministerios) del Gobierno", apuntó.

El Programa Nacional para la Prevención Social de la Violencia y la Delincuencia pretende alinear las acciones gubernamentales que juntas tienen un presupuesto de 118.800 millones de pesos (unos 9.354 millones de dólares).

El mandatario dijo que lo fundamental para tener "un país en paz, en tranquilidad" es "que la sociedad participe con su voz, con su opinión" y la experiencia en sus comunidades "que a veces ha cubierto el vacío que el Estado mexicano ha propiciado" en asuntos como la pobreza, la desigualdad y otros problemas sociales.

"Convoco a los mexicanos a participar en sus comunidades trabajando de la mano con el Gobierno para construir juntos un México en paz", añadió.

Todas las acciones del programa serán coordinadas por la Secretaría de Gobernación (Interior), cuyo titular, Miguel Ángel Osorio Chong, intervino en la ceremonia de hoy.

"Trabajaremos a nivel nacional con una gran campaña que promueva la cultura de la paz" con estrategias de prevención de la violencia, de las adicciones, de la violencia familiar, y de los problemas conductuales y de aprendizaje, apuntó.

En principio, hay previstas acciones en 251 municipios mexicanos o delegaciones (subdivisiones municipales en grandes urbes) donde los problemas de seguridad son más acuciantes.

"El programa se focalizará en cien municipios con las estrategias coordinadas por las dependencias federales, y en 47 municipios y dos delegaciones y siete zonas metropolitanas fortaleceremos (las acciones en marcha) con recursos nuevos", dijo Osorio.

Las mismas se concentrarán en estados como Coahuila, Chihuahua, Durando, Nuevo León, Tamaulipas, Guerrero y Michoacán.

El Gobierno de Peña Nieto comenzó el 1 de diciembre pasado y entre sus prioridades están la de abatir la violencia en buena parte del país, que desde finales de 2006 ha dejado más de 70.000 muertes, la mayoría ligadas al crimen organizado.

EFE en español EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.