Estados

publicidad
17 de enero de 2011 • 08:19

Sacan a bebé de su casa para matarlo en Ciudad Juárez

x

Ciudad Juárez.- Un bebé de cuatro meses de nacido fue encontrado desnudo, muerto y abandonado en la vía pública la mañana de ayer, horas después de haber sido sustraído de una vivienda cercana al lugar del hallazgo, en la colonia Andrés Figueroa.

La madre del pequeño, identificada extraoficialmente como Cecilia Ponce, de 23 años, se enteró del terrible hecho cuando, alrededor de las 11 de la mañana, despertó, se dio cuenta de que el niño no estaba en la casa, salió a la calle y notó la presencia policiaca y el biberón del menor tirado sobre la terracería.

Y fue ahí que, en presencia de decenas de vecinos, de policías federales y de reporteros, la mujer rompió en un llanto desgarrador gritando de dolor por su bebé.

El menor, identificado como Rubén, de cuatro meses, fue además unode los miles de niños huérfanos por la violencia que azota a Ciudad Juárez, ya que, de acuerdo con lo que informó su abuelo materno, el padre fue a su vez asesinado en 2010.

'Es que al mero papá de él lo mataron hace tres o cuatro meses', dijo en entrevista Encarnación Ponce, padre de Cecilia, cuando se le preguntó por los nombres de los progenitores de la víctima.

Mientras la madre del menor casi perdía el sentido a un lado del cordón amarillo que cerró el acceso al lugar del hallazgo, un hombre identificado extraoficialmente como Luis -que al parecer es pareja de la progenitora- informó a una agente de la Policía Federal que ambos estuvieron la noche anterior en una fiesta, y que no fue sino hasta ayer en la mañana que notaron la ausencia del niño.

El abuelo, a su vez, explicó a los medios de comunicación que él se dio cuenta de la falta del menor alrededor de las nueve horas de ayer, cuando, antes de salir de la vivienda, vio que no estaba el portabebé. Pero aun así, dijo a los reporteros, pensó que su hija tendría al niño, y se salió a un mercado de artículos de segunda mano que se instala cerca de la casa.

'Yo me estoy quedando ahí cuidando la casa porque ellos salen. Yo salí, me levanté y no miré al bebé, serían como las nueve (...) Yo me salí a las segundas, y dije: 'lo tienen ahí', y ya me fui, y llegué y me dijo mi hija: 'papá, ¿donde está mi bebé?' Y le dije: '¿no lo tienen ahí?', y me dijo que no, que está en el portabebé', explicó Ponce, visiblemente consternado.

La madre del bebé, su pareja, una hermana y el padre de las dos mujeres viven en un departamento ubicado en la planta alta de la casa marcada con el número 302 de la calle Privada de Movimiento Independiente, a pocos metros de la calle Sierra Madre del Sur, en el surponiente de Juárez.

El acceso del departamento de los Ponce hacia la calle es a través de una escalera exterior, por lo que quien sustrajo al menor debió bajar por ahí y, además, abrir el pasador del barandal de la vivienda que, según el abuelo de lavíctima, siempre está cerrado.

Pero ni en el interior del departamento ni entre los vecinos hubo quién dijera haber escuchando algún movimiento que advirtiera sobre la comisión de este delito.

La vivienda de los Ponce está a unos 10 metros de donde se encontró el biberón tirado y a pocos metros más de donde se localizó el cuerpecito del niño.

Vecinos de la familia afectada por este delito informaron que los Ponce llegaron a rentar el departamento hace unos tres o cuatro meses, y que Cecilia vive de su trabajo en una maquiladora de la ciudad.

El crimen atrajo la atención de decenas de vecinos que, desde alrededor de las once de la mañana, presenciaron el trabajo policiaco de acordonamiento de la escena del crimen y la llegada de los reporteros.

Luego, alrededor de las 11:38, al lugar llegó Encarnación Ponce, diciendo nerviosamente que 'el niño es de nosotros'. Detrás de él, gritando, llegó Cecilia, vestida con ropa deportiva.

Con información de El Diario

Si fuiste testigo de un acontecimiento y quieres denunciar algo o compartir tu punto de vista sobre un tema, entonces envía tu aportación a TU REPORTERO y lo publicamos.

Terra