Estados

publicidad
18 de enero de 2012 • 11:28

Molesta a padres paro de maestros en DF

 

Padres de familia mostraron su molestia e inconformidad porque sus hijos no tuvieron clases este miércoles, debido al paro de labores que miles de maestros realizan por distintas demandas sindicales.

Sin embargo, fueron pocos los estudiantes que llegaron a los planteles, pues desde ayer los maestros avisaron de la suspensión de clases.

En la primaria Revolución, en la Delegación Cuauhtémoc, se observó a una decena de padres llegar con sus hijos.

"Es mucha pérdida de tiempo, mi hijo faltó dos días a clases porque su maestra tuvo un problema familiar, y ahora que venimos resulta que tampoco hay clases", comentó María del Carmen Malagón, madre de un alumno de quinto año.

Como ella, Serafín Salazar comentó que regresaría a casa a sus tres hijos, de primero, cuarto y sexto grado.

"No sé el motivo por el que no haya clases, pero los maestros no deberían mezclar su responsabilidad con la política, los niños qué culpan tienen", cuestionó.

En la primaria Cadetes de la Naval, ubicada también en la Delegación Cuauhtémoc, se observó a otros padres regresar a casa con sus hijos y a maestros organizarse afuera de la escuela para acudir a la marcha, que partirá del Ángel a Los Pinos y a San Lázaro.

"A mí no me avisaron que se suspendían clases, me parece que de por si ya hay muchos puentes escolares. Pregunté y no saben si mañana reanudarán clases", comentó Ayetza Hernández, madre de familia.

Integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación llamaron este miércoles a marchar a la Residencia Oficial de los Pinos y a la Cámara de Diputados, ante la exigencia de demandas sindicales.

Y en Azcapotzalco no avisaron

Padres de familia de escuelas de Azcapotzalco mostraron indignación porque no fueron avisados de que los profesores de sus hijos no darían clases.

"Faltaron tres maestras porque se fueron a un marcha, sí les perjudica a los niños porque unos regresan llorando porque no vieron a sus maestras, no es justo para ellos, ni para nosotros porque no tenemos con quien dejarlos", dijo Mariana Vargas, madre de familia de un alumno del kínder Celia Amezcua.

En un recorrido realizado por cinco escuelas primarias y kínderes de Azcapotzalco, se constató que algunas instituciones suspendieron sus clases, otras realizaron actividades normales y en otras sólo un porcentaje de maestros no asistió.

En la escuela Primaria Rosario Castellanos ni alumnos ni maestros asistieron; en las Mariano Matamoros y Mariano Belgrano, todos acudieron a clases.

En los kínderes Celia Amezcua y República de Paraguay, algunos maestros cancelaron clases de última hora.

 
Reforma - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización.